Tu Bishvat – El proceso de la semilla

27540471_1762269714076889_7037230227318918972_n

En la festividad de Tu Bishvat, celebramos el nuevo año de los árboles.
Tu bishvat higuía, jag lailanot… 
Es una celebración de la época talmúdica, y los místicos, de nuestra tradición armaron un seder similar al que realizamos en  Pesaj.
En Tu Bishvat debemos comer los frutos que nacen en Israel, se beben 4 copas y hay 4 hijos.
Los jajamim se preguntan por qué Tu Bishvat se celebra en invierno en Israel en la época justamente donde no se ven los árboles en su esplendor cuando no se disfruta de los mejores colores y aromas de las flores, ni de los árboles. La respuesta la encontraron en el orden en el que se comen los frutos en el seder ya que se respeta un orden particular:

Primero comemos la oliva, la aceituna luego los dátiles, después la uva, el higo y por último la granada.

Los cabalistas deducen que hay un mensaje oculto muy profundo en el orden el que comemos nuestros frutos Y el mensaje es el proceso de la semilla
Si ponemos atención,  cuando comemos la oliva qué hacemos con su semilla?La tiramos de inmediato.
Cuando comemos el dátil el fruto siguiente la semilla  se queda en nuestra boca un poco más de tiempo por la dulzura que posee.A continuación degustamos la uva, cuyas  semillas son tan pequeñas, que a veces las tragamos y a veces las tiramos. Esto sucede porque la semilla ya comienza a ser parte del fruto
Un nivel aún más alto es el higo.Las semillas son parte integral del fruto y no se pueden separar, y lo comemos  junto a las semillas.
Pero el nivel más alto de todos los frutos lo posee la granada.
En la granada, el fruto mismo es la semilla, en cuyo proceso la semilla pasa de ser amarga a convertirse en el fruto mismo..

Y esa es precisamente la respuesta a nuestra pregunta.

¿Por qué celebramos Tu Bishvat en pleno invierno?

En invierno representa una época de dificultad, una época de frio, una época en la cual todo afuera se ve muerto.
Tu bishvat es el momento en que la savia comienza a subir por el tronco del árbol, hay movimiento hay vida, es el tiempo  en el que celebramos el potencial del árbol.
Entendemos que después del invierno vendrá el crecimiento, el florecimiento de la primavera.
Y el hombre es exactamente igual que el árbol.
A veces atravesamos épocas de oscuridad, de dificultad, quizás hay una semilla amarga sobre nuestro corazón, y queremos deshacernos de ella, y ahí llega tu Bishvat.
Es el momento en el cual entendemos que está en nuestras manos poder modificar la semilla amarga en algo dulce y agradable, que a veces debemos atravesar épocas invernales para poder florecer..

Por lo tanto, este Tu Bishvat, cuando veamos al fruto, pensemos qué queremos hacer con la semilla, con nuestra semilla
¿Acaso simplemente queremos deshacernos de ella? ¿O intentar  transformarla en un fruto dulce?
Debemos aprovechar este jag como una oportunidad para el crecimiento, y entender que la posibilidad de modificar la semilla la tenemos en nuestras manos.

Tu Bishvat Sameaj!