Shavuot: Volver a Recibir Torá

JAG-SHAVUOT-SAMEAJ

La actual pandemia nos impone nuevos contextos y desafíos en nuestra identidad judía, la próxima festividad de Shavuot nos inspira a responder ante ella no solo por las dificultades con las que nos desafía, sino también, con las oportunidades que vamos a desplegar para recibir y ser Torá en el nuevo mundo que se avecina.

Emanuel Levinas, propuso en un desafiante ensayo, que el pueblo judío debe amar mas a la Torá que a D-s. y esta aparente herejía es una profunda reflexión para terminar de contar el omer, las siete semanas completas entre Pesaj y Shavuot.

En estos días todos contamos los días. No solo por la prescripción de la Torá “Y contaras para tí al día siguiente de la festividad siete semanas completas”, sino que las diferentes cuarentenas a lo largo del mundo llevaron a nuestras familias y comunidades a enormes desafíos. Es para nosotros muy relevante sostener a las familias, acompañar a los deudos, sostener a los caídos, alimentar a los que tienen hambre y fundamentalmente salir fortalecidos a renovar nuestro pacto de continuidad con la tradición judía y con la centralidad de Medinat Israel.

Así como Noé tuvo su cuarentena antes de que terminara el diluvio, Moshé para Shavuot también tomó su cuarentena para subir al monte Sinaí y recibir la Torá. Esta figura simbólica nos llama a que no esperemos hoy un Moshé, sino que cada uno de nosotros es un Moshé potencial que en su propia cuarentena debe ascender de la realidad que conocíamos antes de entrar y poder revelar un nuevo pacto para definir que amar a la Torá es practicar ese pacto y ese compromiso con nuestras raíces y valores judíos proyectados a las sociedades donde vivimos. El judaísmo liberal no te obliga en qué tenés que creer, ni siquiera en el mismo D-s, pero sí te pide que vengas hoy a tu monte Sinaí y te leves para sellar un pacto comprometido con tu judaísmo y el que querés que reciban tus hijos como legado, que el judaísmo no es un credo teológico sino una praxis, una comunidad de practicas de sentido para vos y los tuyos donde ese pacto no fue en nuestra historia como memoria sino que es y debe ser parte de tu propia biografía.

Que en este Shavuot salgas de tu cuarentena de aislamiento o indiferencia con tu identidad judía donde quiera que estés y podamos juntos decir como familia extendida que somos Naase Ve Nishma, haremos y escucharemos, ya que solo en la acción hay Torá y escuchan nuestros hijos no lo que les decimos sino el ejemplo que les damos. Shavuot, la Torá fue dada una vez, pero la recibimos en cada generación y en cada año cuando llega Shavuot. Recibila vos también es tuya. Estudiala, cuidala, practicala, amala, porque la Torá es vida, y tu vida es Torá.

Rabino Sergio Bergman
Fundador Fundación Judaica
Presidente WUPJ – Unión Mundial del Judaísmo Progresista
Buenos Aires, 28 de mayo de 2020